Bienvenido a La Estación Prohibida

Síguenos en Facebook y Twitter o suscríbete al blog por correo

¿Qué es La Estación Prohibida?



Te presento una forma diferente de invertir esos pocos minutos que, tal vez, se pierdan a lo largo del día, para leer algo más, diferente o no, original o no, de tu gusto o no; detente un instante y lee; quizás regreses.





¡Gracias por la visita!

Cego´slider

De lo onírico

Permítame que me preste a mí mismo. Disponga sus aposentos conforme a su gusto y orden deseado, desvístase y coloque sobre su piel el pijama que acostumbre a utilizar, métase en la cama y no sueñe. Cubra su cuerpo con la sábana, manta, colcha, edredón o nórdico, lo que usted precise para adecuar la sensación de temperatura lo suficientemente confortable para su organismo. Cierre los ojos o, si bien es usted de aquellas personas que duermen con los ojos abiertos, indíquemelo en este instante si no le es mucha molestia, pero no sueñe. Libere su mente e intente dormir profundamente. Que no le cause pesar alguno su ronquido, si es que ronca, o aquellos efectos sonoros del bajo vientre que en la noche acostumbran a escaparse al volver su cuerpo de lado, mas no se le ocurra soñar. Yo velaré por usted. Permítame tan solo brindarle mi mente, prestársela cada noche para que sea yo, mientras duerme, quien sueñe por usted, así sabré si al menos sueña algún instante conmigo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario